temporada

¡Hagamos llegar este regalo de Navidad a todos los hogares!

interior_001

Porque sabemos que todos somos únicos y diferentes, pero que disfrutamos un mismo espacio; nuestro hogar. Esta Navidad junto a Sara queremos darles un gran regalo. Se trata de un cuento que nos invita a disfrutar de las diferencias y aceptarlas con amor para dar paso a la inclusión. Compártelo con quienes conforman tu hogar y con tus más cercanos para que vivamos juntos la magia de ser diferentes esta Navidad.

En esta entrevista conocerás más de Sara y su mamá Victoria, y cómo nació este proyecto que junto a Easy busca vivir la inclusión desde la primera etapa y de la manera más entretenida, ¡a través de un cuento!

interior_002

Cuéntanos cómo surgió la idea de crear este cuento

Nació en conjunto con Easy con el objetivo de fomentar la inclusión en los más chiquititos del hogar, que es desde donde debemos partir enseñando, promoviendo la aceptación y respeto por nuestros pares.

 

¿Cuál fue la motivación principal para realizar este proyecto junto a Easy?

Principalmente fue el apoyo que siempre hemos recibido de Easy a través de la cuenta de Instagram de Sara, especialmente en la lucha que damos día a día con respecto a la inclusión, y bueno, se nos ocurrió hacer este cuento pensado en los más chiquititos, que finalmente son la base de la sociedad.

 

Con este proyecto entonces buscas colaborar en crear una mayor conciencia colectiva respecto a la inclusión, ¿especialmente a través de los niños en su primera etapa?

Creo que sí, porque finalmente somos los papás quienes le entregamos los prejuicios a los niños y hacemos que ellos dejen de ser inclusivos, porque los niños son inclusivos por naturaleza, entonces si ellos escuchan que sus papás les están enseñando y hablando de esto, para ellos seguirá siendo natural siempre y crecerán con esta conciencia.

interior_003

¿Tu sientes que hay mucha desinformación respecto a la inclusión de parte de los padres a los niños?

Si, absolutamente.

Hoy Sara es chiquitita, es un niño más, pero mi misión es prepararla para que cuando crezca ella salga al mundo, tenga un trabajo en qué desarrollarse y ser feliz, pero si la sociedad no está preparada, no le abrirán las puertas y es ahí el problema que tenemos hoy. Por eso es que nuestro rol como papás es tan importante en la inclusión, principalmente enseñar a los niños desde su primera etapa sobre esto.

 

Cuándo supiste que Sarita venía con esta condición, ¿Cuál fue tu mayor temor, la inclusión principalmente?

La verdad es que yo me enteré tres días después del parto, y mi mayor miedo era saber si ella podría ser feliz en una sociedad tan cerrada.

Y bueno, en paralelo, te llegan todos los miedos producto de los mitos que se crean al respecto de los niños con Síndrome de Down. Por ejemplo, yo creía que vivían súper poco, o que todos tenían cardiopatías y no es así. Estos niños no tienen una enfermedad, ellos tienen una condición genética.

 

¿Cuáles son tus expectativas con este proyecto? ¿Cuál te gustaría que fuera la respuesta de las personas?

Lo que quiero lograr es abrir los ojos a la gente y que aprendan a ver a la persona más que la condición genética o una determinada discapacidad.

 

¿Y cuál sería tu mensaje a los papás de niños con Síndrome de Down, y a los papás de niños sin esta condición con el fin de aportar en el proceso de inclusión?

A los papás de los niños con Síndrome de Down o con alguna discapacidad, les digo que crean en sus hijos, que ellos puedan entregar mucho y si uno no les pone límites en su desarrollo, se van a sorprender. Yo me he sorprendido mucho con Sara, no le pongo límites, dejo que ella me ponga los límites a mí, que me diga hasta dónde puede llegar. Eso para los papás de niños y adultos con discapacidad.

Y para el resto de los papás, los invito a conocer a estas personas, a no mirarlos con miedo porque tienen mucho que entregarnos. Yo como mamá de una niñita con síndrome de Down, cambié del cielo a la tierra con su nacimiento, porque más allá de que me transformé en mamá, me cambió la vida. Por ejemplo yo jamás terminaba nada de lo que comenzaba, todo en mi vida quedaba a medias o volando, no le ponía esfuerzo a nada, y si algo se me ponía difícil hasta ahí no más llegaba. Pero con la llegada de Sara, me di cuenta que no, que si quería lograr algo, debo darle hasta lograrlo. Porque así es la vida de Sara. Ella me ha enseñado de perseverancia y superación.

 

Diciembre es un mes sensible, las personas están más dispuestas a oír mensajes sobre estas temáticas y otras. En el fondo es un mes clave para hacer un llamado sobre la inclusión, ¿Cuál sería tu invitación para descargar tu cuento y por qué?

Lamentablemente la Navidad hoy en día es uno de los pocos momentos que existen para reunirse y estar en familia, y qué mejor regalo para nuestros hijos que entregarles valores, conciencia sobre la inclusión y el respeto por los demás.

Los invitamos a conocer más sobre Sara a través de su cuenta en Instagram, y a descargar su cuento aquí, para así compartirlo en esta Navidad con todos en tu hogar, ¡El mejor lugar del mundo!

interior_004

interior_005

 

interior_006